Destaca remodelación de Palacio durante quinto año de gobierno

 La conclusión de la primera etapa de los trabajos de remodelación del edificio histórico que alberga el Palacio de Gobierno de Colima, se presenta como una de las principales acciones de la administración del gobernador José Ignacio Peralta Sánchez en su quinto año de gobierno. 

Y es que dignificar un espacio que es parte de la historia de Colima, fue una de las metas de la administración encabezada por el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, quien consideró importante hacer la inversión para rescatar el inmueble tan valioso y emblemático para los colimenses.

En el año 2018, el proyecto de rehabilitación fue aprobado como uno de los mejores programas de infraestructura cultural, mismo que desde el inicio contó con la empatía del gobierno federal a través del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), para ayudar a definir la vocación cultural del inmueble.

Fue entonces que en febrero de 2019, el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, dio el arranque de los trabajos de la primera etapa de la rehabilitación del Palacio, en donde a decir de la propia directora general del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), Lucina Jiménez López, el Museo de Arte del Centro Occidente, que albergará Palacio de Gobierno en una segunda etapa, pudiera convertirse en el más importante de la región.

Jiménez López sostuvo que Colima se ha destacado por impulsar una perspectiva en donde el arte y la cultura están comprometidas con la calidad de vida, la recuperación de la convivencia e impulso a la profesionalización del sector artístico.

La recuperación de este inmueble de gran valía, no solamente servirá para la conservación del patrimonio, sino también será un elemento que generará identidad, paz social a través del arte, la recreación de los ciudadanos a través del aprovechamiento de espacios; además de ser un lugar en el que se difundirá la historia, la capacitación y la difusión artística, cultural y turística.

Durante el trayecto de esta remodelación diversos funcionarios de los tres niveles de gobierno han realizado visitas para constatar los avances de esta obra arquitectónica, tal es el caso de la Secretaria de Cultura del Gobierno de México, Alejandra Frausto Guerrero, quien calificó como una maravilla dicha restauración. 

Artistas colimenses, historiadores, arquitectos, entre otros, en sus diferentes visitas, han coincidido en señalar que Palacio de Gobierno será un espacio que resignificará su vocación y que dará identidad a los colimenses; además de ser un atractivo turístico más para la entidad.

Para el reconocido artista plástico, escultor y coreógrafo, Rafael Zamarripa, Palacio de Gobierno es un edificio maravilloso, que está en un sitio estupendo e increíble, que puede ser el centro de atracción. 

“Ya nos pertenece a toda la ciudadanía y todos tenemos derecho a disfrutar de ese espacio. Todos tenemos derecho de ir a visitar ese Palacio, que es muy nuestro ya, que ya dejó de ser de tal gobierno, que ya es nuestro y que ya lo podemos ir a disfrutar. Y decir: este es mi Palacio de Gobierno, que bien me siento aquí”, consideró el artista en una entrevista. 

Este edificio considerado como uno de los máximos puntos de reunión para los colimenses, cuenta con una fachada estilo neoclásico correspondiente a la corriente eclecticista, combinada con el estilo regional; sus muros han servido de lienzo para la realización de uno de los murales más reconocidos en Colima “México Independiente”, cuyo autor es el pintor Jorge Chávez Carrillo.

Para disfrute de todos los que asistan a recorrer esta nueva imagen de Palacio, podrán constatar el descubrimiento de espacios cimentados de aproximadamente dos metros; los cuales según los expertos, podrían corresponder a las celdas de la época, además  que coinciden con una descripción de una carta que envía una presa al gobierno, solicitando el apoyo para salir de su celda y le dé el sol. El documento se encuentra bajo el resguardo del Archivo Histórico de Colima.

También se han encontrado piezas importantes y de trascendencia histórica como una bala de cañón, hecha a base de materiales como plomo, hierro y piedra de un tamaño aproximado de entre 10 y 13 centímetros de diámetro; asimismo herramientas de trabajo de la época hechas de acero y realizadas de manera rustica, como una cuchara de albañil, clavos,  un cincel y alcayatas; diversas monedas de diferentes denominaciones y años y algunos elementos de cerámica y barro.

De igual manera se logró descubrir un tercer patio y de manera muy particular, se lograron recuperar los colores originales del edificio, mismos que pueden ser apreciados en el denominado segundo patio. 

Otro elemento importante es el emblemático reloj alemán que data del año 1981 y, que corona la fachada principal de este histórico edificio, el cual forma parte de esta restauración.