Centros comerciales no dejarán entrarán a la gente a menos que lleven prueba negativa de Covid-19

Desde el próximo 7 de abril y hasta que las autoridades lo consideren pertinente, todos los centros comerciales y negocios en Viena, en las provincias de Baja Austria y Burgenland pedirán una prueba de Covid-19 negativa a todas las personas que quieran ingresar a sus inmediaciones. 

Este certificado de salud será necesario para entrar en comercios que presten servicios no esenciales, como peluquerías, tiendas de ropa, etc. Además, el uso de mascarillas FFP2 será obligatorio no solo en el transporte público sino también al aire libre, detalló el ministro de Salud Rudolf Anschober.

Este endurecimiento en las medidas sanitarias responde a un aumento en los casos de Covid-19, por lo que también cerrarán la mayoría de sus comercios durante la semana de Pascua, del 1 al 6 de abril. Las autoridades explicaron que pretenden evitar una mayor propagación del virus, la sobreocupación en los hospitales y prevenir el colapso de sus unidades de cuidados intensivos.